martes, 28 de julio de 2009

PUNTO DE FUGA

en un sistema de proyección cónica, es el lugar donde convergen todas las rectas proyectadas paralelas a una dirección; es un punto situado en el infinito. Existen tantos puntos de fuga como direcciones en el espacio.

El punto de fuga es el lugar donde convergen todas líneas "paralelas" de color verde, y la línea del horizonte es la recta horizontal de color azul.
Punto de fuga situado en el horizonte.
Un ejemplo intuitivo de punto de fuga es el lugar donde "veríamos confluir" los dos rieles de una
vía rectilínea de tren dispuesta sobre un terreno plano infinito.
Puntos de fuga definidos [editar]
En un dibujo, se pueden utilizar de uno a tres puntos de fuga para representar las tres direcciones ortogonales (las
aristas de un paralelepípedo o un cubo).
En función de los puntos de fuga elegidos, las perspectivas se denominan:
perspectiva frontal paralela: con un solo punto de fuga (cubo frontal)
perspectiva oblicua: con dos puntos de fuga (cubo parcialmente ladeado)
perspectiva aérea: con tres puntos de fuga (cubo parcialmente ladeado y volcado)
En las perspectivas frontal y oblicua, las proyecciones de las rectas horizontales convergen en un punto de fuga situado en la
línea del horizonte; solamente las rectas proyectadas paralelas al plano del cuadro no poseen un punto de fuga definido, pues sus proyecciones también son paralelas a dicho plano.

Un punto de fuga central.Vista frontal.

Dos puntos de fuga.Vista oblicua.

Tres puntos de fuga.Vista aérea.



Publicado (Técnica Fotográfica) por garcía-gálvez el 31-05-2005
Etiquetas:
Composición, Encuadre
Una de las formas que podemos utilizar para aportar tridimensionalidad a nuestras fotos es incluir líneas convergentes en nuestras composiciones. Donde esas líneas convergen se denomina Punto de Fuga.
El Punto de Fuga puede estar situado dentro o fuera del encuadre. Un punto de fuga situado dentro del formato contribuye a que la mirada del espectador “no salga” de la fotografía, mientras que si éste se encuentra fuera, la mirada va más allá de la propia fotografía, sale fuera del marco de la fotografía.
En este caso, tenemos un punto de fuga centrado en la parte superior de la imagen. Con ello conseguimos que el espectador recorra la imagen ascendiendo siguiendo las líneas definidas por los bordillos de la calle y por la señal horizontal de tráfico.



Este sistema, con dos Puntos de Fuga, permite representar, por ejemplo, una esquina:
Aquí ejemplificaremos paulatinamente, una imagen sencilla como la del cubo:


1. Sobre la Línea de Tierra (L.T.) ubicamos una recta vertical, que es lo único que no vemos en perspectiva:


2. A partir de esa línea recta comenzásemos a armar la perspectiva. El primer paso será entonces hacer llegar de cada uno de sus extremos, líneas que lleguen al Punto de fuga 1:
3. Luego haremos lo mismo pero hacia el Punto de Fuga 2:
4. Ahora trazaremos verticales a cada lado, señalizando así la extensión del cubo a construir:
5. Para ubicarnos mejor, y avanzar ordenadamente, pondremos letras a las ultimas verticales trazadas, llamándolas “a” y “b”.

Entonces, desde “a” y “b” trazaremos líneas que lleguen al Punto de Fuga 2, que es el que esta opuesto a ellos (esto es así porque si observamos al punto de fuga 1, no es necesario marcarlas)
6. Haremos el mismo procedimiento desde “c” y “d”, ahora trazando líneas que llegan a su punto de fuga opuesto, o sea, al Punto de Fuga 1:
7. Ya casi terminamos, solo falta trazar una linea mas para que queden construidas las seis caras del cubo. ¿de cual se trata?:
8. Así es! Es la cuarta línea vertical. De esta manera queda construido el cubo:
9. Como detalle, podemos dejar las líneas auxiliares (de fuga) como líneas de puntos:
10. Ahora otro ejemplo un poco mas complejo pero, con el mismo sistema
Veremos una de las formas de representar el espacio tridimensional en el plano. O sea, como representar el volumen en un soporte plano (en este caso, la hoja de dibujo). Teniendo en cuenta ejemplos cotidianos, de los cuales no siempre somos tan conscientes, recordemos como se ven las vías del tren o un camino: En realidad, bien sabemos que las vías son paralelas, nunca se juntan, sin embargo las percibimos como unidas a lo lejos. (al igual que el camino). Otro ejemplo es observar como las casas y árboles que están mas lejos nuestro, se ven mas pequeñas que aquellas que están a nuestro lado; y en este caso, también sabemos que ni las casas ni los árboles se “achican”. Para representar esta “profundidad” nos interiorizaremos de las formas de representación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada